abril 15, 2024
Comunidades Investigaciones

Se agrava escasez de agua en el suroriente, pero construcción de casas y comercios no se detiene

Aunque habitantes del suroriente denuncian que el servicio de agua potable es deficiente, en los últimos años se han emitido decenas de factibilidades para el desarrollo habitacional y comercial. 

Por Jonathan Álvarez / YoCiudadano

Ciudad Juárez, Chihuahua.— El suroriente de Ciudad Juárez enfrenta una crisis de escasez en el suministro de agua potable que ha afectado a cientos de familias. La problemática ha llevado a los habitantes del sector a recolectar el agua que utilizan en sus actividades más básicas, y aunque han sostenido reuniones con las autoridades encargadas del servicio, hasta el momento no han atendido sus demandas. 

Por el contrario, en los últimos cinco años la Junta Municipal de Agua y Saneamiento (JMAS) de Juárez ha emitido decenas de dictámenes de factibilidad del servicio para desarrollos de tipo habitacional y comercial, de acuerdo con información oficial. 

El dictamen técnico de factibilidad es un documento emitido por la JMAS con el que se avala que existen las condiciones necesarias para otorgar el servicio de agua potable y alcantarillado. 

Pese a la crisis en el abastecimiento de agua, de enero de 2018 a diciembre de 2023 la JMAS emitió 29 documentos de factibilidad para desarrollos habitacionales en el polígono delimitado por el bulevar Independencia, Miguel de la Madrid y Porvenir, en el suroriente. 

De esos, 19 corresponden a nuevos dictámenes de factibilidad, mientras que los otros 10 son actualizaciones. 

Las nuevas factibilidades otorgadas por la descentralizada se concentran en el año 2023, en zonas en donde existen reportes de falta de agua y baja presión, como el bulevar Manuel Talamás Camandari, avenida Del Desierto, avenida Acacias, Santiago Troncoso, avenida Leonardo Solís Barraza y Miguel de la Madrid.  

Los desarrolladores impulsores de las nuevas factibilidades son Ruba Desarrollos, Caseem, Inmobiliaria Pejorza, Gevser y Grupo Velas. 

En ese mismo periodo, de 2018 a 2023, la descentralizada autorizó factibilidades nuevas a 55 comercios. 

La emisión de dictámenes favorables de agua potable y alcantarillado a comercios se concentra principalmente en el fraccionamiento Parajes del Sur y la zona conocida como Lote Bravo, que atraviesa el bulevar Manuel Talamás Camandari, áreas que cada año presentan problemas con el abasto de agua potable. 

Mal servicio impacta calidad de vida en el suroriente

La vecina Elia Valles almacena agua en todos los recipientes que puede; Carmen Rodríguez está al pendiente todos los días para alcanzar a llenar su tinaco, mientras que Fausto Palomec utiliza botes para bañarse, ya que el agua no sube a la regadera de su baño. 

La escasez comenzó a agudizarse a inicios del mes de febrero de este año, señalan los afectados. Desde entonces no tienen certeza sobre los horarios en los que tendrán agua.

“Cuando no se va el agua por completo, queda un chorrito que ni siquiera alcanza para bañarnos adecuadamente. Tenemos que bañarnos con botes”, expresa Fausto Palomec, habitante de la colonia Sor Juana Inés de la Cruz.

Foto: Favia Lucero

Agrega que la situación es aún más crítica para quienes no cuentan con un tinaco y dependen exclusivamente de la presión del agua en las tuberías. 

“Esta no es la única colonia afectada. Mi hija vive en la Carlos Castillo Peraza y a veces nos habla diciendo que no tiene agua”, agrega. 

Carmen Rodríguez, habitante de la María Martínez, asegura que la problemática anteriormente no se enfrentaba en época de invierno. 

Dice que el suministro de agua se va en su colonia casi a diario, incluso los fines de semana. Critica la falta de información por parte de la JMAS, pues dice que no se les avisa cuando el servicio será suspendido o reducido. 

En ocasiones, dice Carmen, su hija, que vive en el fraccionamiento Puerto Santa Fe, acude a bañarse a su casa porque en la de ella no hay agua. 

Elia Valles es otra de las habitantes del suroriente que ha sido afectada. Dice que en ocasiones el agua que le llega está sucia, con partículas desconocidas y una capa de aceite. 

Foto: Abraham Rubio

En su experiencia, el agua comienza a faltar desde las primeras horas del día y es común que durante los fines de semana no haya servicio. Lo mismo pasa en la colonia Frida Kahlo, en donde vive su mamá, asegura. 

“Si esto es en tiempo de frío, imagínense en tiempo de calor cómo nos va ir. Esperemos que se solucione todo esto porque no sabemos a dónde vamos a parar. Este es un grave problema”, dice Elia. 

Organizaron asamblea con JMAS; siguen esperando resultados

En julio de 2023, habitantes de las colonias afectadas convocaron a una asamblea vecinal para exponer los problemas de acceso al agua ante las autoridades encargadas del servicio. 

Aunque invitaron al presidente de la JMAS, Sergio Nevárez Rodríguez, no asistió. En su representación acudió Adelaido Leos Rodríguez, entonces director del departamento de Agua Potable.

 Durante la asamblea, que reunió a decenas de personas de diferentes colonias del suroriente, Adelaido Leos atribuyó la falta de agua a la sobredemanda del servicio y a las tomas clandestinas. Sin embargo, no brindó información sobre cómo trabajaría la JMAS para resolver dichas problemáticas. 

Asamblea del agua en julio de 2023 / Foto: Abraham Rubio

Carmen Rodríguez, quien asistió a la asamblea, dice que los funcionarios pierden credibilidad al no comprometerse a resolver la problemática, a pesar de los esfuerzos de la ciudadanía. 

“Nos dieron atole con el dedo. Creen que con venirse a parar un rato van a solucionar el problema. Juegan con nosotros porque nos hacen creer cosas que no van a cumplir”, puntualiza. 

Elia Valles tiene una opinión similar. Considera que los funcionarios que acudieron a la asamblea no se comprometieron realmente a buscar una solución. 

“La persona que vino (Adelaido Leos) no sabía nada”, lamenta. 

Durante la asamblea, Leos Rodríguez aseguró que la JMAS trabajaría en un modelo de sectorización para distribuir el agua de manera equitativa en la toda la zona suroriente, El Barreal y Riberas del Bravo. 

Con sectorización, JMAS pretende mitigar problemática

El 13 de febrero de 2024, a través de un comunicado de prensa, la JMAS informó que se comenzará a implementar la sectorización del servicio. Esto significa que el agua dejará de ir directamente de los pozos a la red general y ahora se dirigirá a los tanques de almacenamiento. 

Esto permitirá a la JMAS controlar el volumen y la presión que distribuye a cada colonia, de acuerdo con el comunicado. 

Sin establecer una fecha específica, la descentralizada asegura que durante los primeros meses de este año terminará los trabajos de sectorización en la zona suroriente. 

“Gracias a las obras que se realizan, se eliminarán los problemas que se presentaron en zonas como Praderas de la Sierra, también en el suroriente, que durante el verano de 2023 tuvo baja presión”, se asegura en el comunicado. 

YoCiudadano contactó al área de comunicación de la JMAS para conocer su postura sobre la escasez de agua que denuncian habitantes del suroriente y cuestionar qué ha hecho para dar seguimiento a la asamblea realizada el año pasado, sin obtener respuesta al cierre de esta edición.