junio 13, 2024

Una ciudad que mata ciclistas

Ciudad Juárez, Chihuahua.— A Jesús Antonio Cortés le dejaron, el día de su muerte, 14 veladoras, una cruz y después una bicicleta blanca. Una veladora por cada año de vida. Una cruz esperando descanse en paz. Y una bicicleta blanca para recordar que la ciudad tiene una deuda con los ciclistas, que ha propiciado muertes. Entre enero y diciembre de 2018 fueron atropellados y perdieron la vida ocho ciclistas en la ciudad. Tres fueron impactados por vehículos cuyos conductores se dieron a la fuga y no fueron detenidos. Los otros cinco fueron arrollados por conductores del transporte público. Antonio fue uno de ellos. Sin embargo, para la Dirección de Tránsito Municipal, la muerte de Antonio no fue un atropellamiento si no un choque, por estar involucrados dos vehículos: uno motorizado y una bicicleta. Un choque que además se clasifica en una tabla que lleva por título “Accidentes bicicletas”. Para Cynthia López de la Fuente, integrante del colectivo FixieBeat, se trata de un problema grave que revictimiza a los ciclistas y justifica a los conductores y a las faltas del Municipio.

“Algo también muy importante es que nosotros no usamos la palabra accidente, sino siniestro, porque en teoría un accidente es algo que no se pudo haber evitado y desgraciadamente los siniestros que ocurren aquí es por falta de infraestructura, falta de educación vial, excesos de velocidad”, comenta Cynthia López.

Ciclista circula por avenida Heroico Colegio Militar / Foto: Favia Lucero

De acuerdo con la Dirección General de Tránsito, durante 2018 se registraron hasta principios de diciembre 85 accidentes en los que estuvieron involucrados ciclistas, de los que 78 eran hombres. Al menos 55 de los ciclistas involucrados eran mayores de edad y el resto menores.

“La pirámide de movilidad nos da la prioridad. Somos vulnerables igual que el peatón y en teoría nos tienen que respetar. Tenemos ese concepto de que las ciudades son para los vehículos y no para las personas. Inclusive en la calle todavía la gente te grita ‘súbete a la banqueta’ y es como ‘no, amigo, la banqueta es del peatón’. O te gritan, ‘no eres carro’, y pues tú tampoco. Todos tenemos derecho a usar la calle”, dice la integrante del colectivo ciclista.

De acuerdo con el sistema de indicadores Así Estamos Juárez 2018, en la ciudad hay un promedio de .78 por ciento de bicicletas disponibles por cada vivienda habitada, lo que se traduce a alrededor de 291 mil 747 bicicletas. Mientras que el 69.2 por ciento de los hogares juarenses cuenta con al menos un vehículo de motor, sólo el 39.9 por ciento tiene al menos una bicicleta disponible, según el mismo sistema de indicadores. El 1.6 de las personas que salen a trabajar se transporta en bicicleta.

“Falta esa perspectiva de movilidad más allá de transporte y falta también infraestructura. Un claro ejemplo es la ciclovía de la Plutarco, pusieron la doble fila, pusieron la señalética de que no se pueden estacionar y todo el tiempo hay gente estacionada y no hay nadie, no hay Estado de Derecho donde el tránsito vaya y te multe por estar en la ciclovía y eso lo hace todavía más peligroso”, dice López de la Fuente.

Ciclovía obstruída en colonia Bellavista. / Foto: Favia Lucero

La ciclovía que el Municipio implementó en la colonia Bellavista, al centro de la ciudad, contó con un presupuesto de 6 millones de pesos y el proyecto será modificado luego de las manifestaciones de vecinos a quienes no se les tomó en cuenta en el proyecto y quedaron sin estacionamiento.

“Las bicicletas blancas son fijadas en el lugar donde un ciclista perdió la vida y son un doloroso testimonio de la indiferencia social y la irresponsabilidad con que se ha conducido la política pública de transporte y movilidad en Ciudad Juárez. Hablar del derecho a la ciudad no solo es buscar acceso a los espacios que se han negado a sectores de la población, sino también que esos espacios tengan condiciones basados en la sustentabilidad”, escribió el colectivo como pronunciamiento contra la muerte de ciclistas.