febrero 20, 2024

Más de 3 mil 600 personas migrantes han sido atendidas en el Hotel Filtro

Ciudad Juárez, Chihuahua.— Luego de dos años de haber abierto, el Hotel Filtro de Ciudad Juárez ha atendido a 3 mil 635 personas en movilidad, según informó la coordinadora del equipo logístico de este proyecto, Fernanda Olvera. Este espacio, que ocupa las instalaciones del Hotel Flamingo, comenzó a operar el 9 de mayo de 2020. Su objetivo es brindar alojamiento en un espacio controlado para detectar casos positivos del virus SARS-CoV-2 entre la población migrante que busca ingresar a un albergue. De esta forma previenen el contagio masivo dentro de los lugares de alojamiento; se protege a la población en movilidad; se les brinda un alojamiento seguro y se frena la dispersión del virus entre la comunidad juarense, explicó la coordinadora del equipo médico del Hotel Filtro, Leticia Chavarría. Ayer, personal del Hotel y representantes de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) presentaron el Informe de Resultados del Hotel Filtro en Ciudad Juárez.

Foto: Favia Lucero
Desde su apertura al 9 de mayo del presente año se ha atendido a 956 familias en movilidad, del total de las personas recibidas, el 52.2 por ciento ha sido población masculina y el 47.8 por ciento, femenina; 2.8 por ciento declaró pertenecer a la comunidad LGBTTTQI+. La mayoría pertenece al rango de edad de 18 a 39 años, seguido del rango de 0 a 12 años. Olvera agregó que el 31 por ciento de las personas atendidas provienen de Honduras, el 24 por ciento de Guatemala y el 21 por ciento del interior del país, en total, 19 diferentes nacionalidades han pasado por el Hotel Filtro. Aunque el objetivo inicial de esta iniciativa era prevenir y atender casos de COVID-19, el equipo médico ha realizado otras 2 mil 449 atenciones por diversos temas de salud. Entre las enfermedades más comunes (766 casos) se encuentran las que afectan el aparato respiratorio, detalló Chavarría. Además se atendió a 78 mujeres embarazadas, 51 personas hipertensas, 45 con algún tipo de trauma y/o heridas, 37 pacientes con diabetes, 22 personas con alguna discapacidad y 15 personas positivas a VIH. En total han atendido a 490 personas positivas a COVID-19, de las cuales 144 han estado bajo el Programa de Protección a Migrantes (MPP). En el último año se aplicaron 639 pruebas PCR a las 2 mil 315 personas que ingresaron.

“En este último año las pruebas PCR se han aplicado a toda la población que ingresa, eso nos ha dado mucha seguridad, mayor flujo de población dentro del hotel porque ya sabemos si son positivas se quedan en el Hotel y si son negativas pasan a un albergue”, agregó Chavarría.

Sobre el proceso de ingreso, Olvera explicó que actualmente las personas beneficiarias se alojan en el hotel por siete o más días y deben esperar una semana para aplicarse la prueba PCR y así conocer si están contagiadas. La permanencia en el Hotel es voluntaria, todos su servicios son gratuitos y al ingresar las personas deben cumplir ciertas reglas para convivir en un lugar seguro y libre de violencia. La mayor parte de las personas (40 por ciento) que ingresan es canalizada de instituciones gubernamentales de los tres niveles de gobierno, el 29 por ciento proviene de albergues, el 16 por ciento de organismos internacionales, el 9 por ciento de la sociedad civil y organizaciones religiosas, mientras que el 6 por ciento llega por otros medios. Por otro lado, el 58.8 por ciento de las personas egresan del hotel para dirigirse a los diferentes albergues de la ciudad y el 15.2 por ciento porque decide darle continuidad a sus trámites migratorios. El jefe de misión adjunto de la OIM en México, Jeremy Mac Gillivray, explicó que aunque el Hotel Filtro fue planteado como una medida temporal para atender las necesidades que surgieron por la pandemia, no cuentan con una fecha de terminación para este proyecto, pues ahora tiene una función más amplia. “Es parte de las reflexiones que tenemos ahora, qué sigue después del Hotel Filtro, no necesariamente una estructura como está ahora pero sí vemos que un espacio del tipo de Hotel Filtro es muy necesario en una ciudad como Juárez, con la red de albergues que tiene, con la población migrante que tiene”, declaró.