abril 15, 2024

Jóvenes del Modelo Desafío prestan servicio a la comunidad

Ciudad Juárez, Chihuahua.— El pasado viernes los  jóvenes que son parte del Modelo Desafío, un modelo de formación para la vida laboral y el emprendimiento, se sumaron a las actividades de limpieza y rehabilitación del parque lineal de Parajes de Oriente, en su tramo de la calle Desierto de Kalahari. En una jornada que duró cuatro horas, los jóvenes de distintas generaciones, facilitadores, personal administrativo y directivo del Modelo Desafío prestaron servicio a la comunidad de Parajes de Oriente para rehabilitar el espacio público, previo a una actividad de reforestación que se realizó el sábado. Las actividades de rehabilitación del parque fueron lideradas por la asociación civil Juárez Limpio. Lluvia Bárcenas, coordinadora de formación del Modelo Desafío, dio a conocer que Desafío siempre ha sido un programa de alianzas con asociaciones de la sociedad civil para el servicio comunitario.  Las y los jóvenes que son parte de este modelo de empleabilidad y emprendimiento brindan 60 horas de servicio comunitario como parte de su proceso formativo.

Foto: Jonathan Álvarez
“Esto lo hacemos con el propósito de que retribuyan a la ciudad un poquito de lo que ellos están recibiendo y de que sientan ese sentido de pertenencia con su comunidad y con su ciudad”, comentó Lluvia. Además de las y los jóvenes beneficiarios del modelo, todo el staff, así como auxiliares administrativos, diseño y coordinadores de programa se sumaron este viernes a la actividad de limpieza liderada por Juárez Limpio, A.C. Noé y Marco Rodríguez son dos jóvenes beneficiarios del Modelo Desafío que decidieron asistir a la jornada de mejoramiento urbano para juntar y separar residuos tales como plásticos, metales, vidrio y demás basura doméstica.  Ambos son integrantes de la generación 19 del modelo y son egresados de la capacitación técnica de mantenimiento industrial. Cuentan que han participado en distintas actividades comunitarias tales como colectas de víveres y servicio comunitario en asilos y escuelas.

“Es una mano a la sociedad, aunque sea algo chiquito, pero esto motiva a más personas a hacerlo”, comentó Marco Antonio con respecto a la jornada de limpieza.

Foto: Jonathan Álvarez
Le diría a los vecinos que mantengan limpio, que no tiren escombro, basura y cuiden su parque porque, al fin y al cabo, son ellos los que viven aquí y si quieren que perdure limpio, son ellos los que van a echarle ganas para que no esté sucio”, recalcó. El Modelo Desafío ha preparado a Marco Antonio y Noé en diferentes habilidades para la vida y la empleabilidad. Comentaron que en este momento están a punto de terminar su servicio social y comenzarán la etapa de sus prácticas profesionales.  Esta actividad se llevó a cabo en el marco de ‘ComunidadEs Juárez’, un proyecto social implementado en el suroriente de la ciudad auspiciado por la Fundación del Empresariado Chihuahuense, A.C. (FECHAC) en colaboración con la Fundación Comunitaria de la Frontera Norte, A.C. (FCFN).